Home » Cómics » Críticas de cómics » Crítica: “Philémon Integral (2 de 3)”, tour por las letras del Océano

Crítica: “Philémon Integral (2 de 3)”, tour por las letras del Océano

Las aventuras de Philémon, el burro Anatoile, Barthelemy, el tío Félicen... continúan en el segundo tomo que recopila todas las historias creadas por Fred, el autor francés que en el último tercio del siglo pasado parió este singular y fantástico cómic. En la reseña del primer tomo del primer tomo hablamos largo y tendido de autor y obra, pero no está de más refrescar algo la memoria, aunque sea someramente. Philémon es un joven que vive las más surrealistas aventuras que imaginarse pueda cada vez que accede a un mundo fantástico, tan real como imaginario, tan absurdo como genial, donde las letras…

Resumen de Reseña

General
Guión
Dibujo
Personajes
Historia
Edición

Un imprescindible

Resumen : Fred comienza en este tomo a jugar con las leyes de la narrativa gráfica del cómic.

Valoraciónes : Sea el primero!

Las aventuras de Philémon, el burro Anatoile, Barthelemy, el tío Félicen… continúan en el segundo tomo que recopila todas las historias creadas por Fred, el autor francés que en el último tercio del siglo pasado parió este singular y fantástico cómic. En la reseña del primer tomo del primer tomo hablamos largo y tendido de autor y obra, pero no está de más refrescar algo la memoria, aunque sea someramente.

Philémon es un joven que vive las más surrealistas aventuras que imaginarse pueda cada vez que accede a un mundo fantástico, tan real como imaginario, tan absurdo como genial, donde las letras “Océano Atlántico” que aparecen en los mapas no son simplemente letras, sino que son islas reales en cada cual encontramos distintos seres, gobiernos, fauna, etc. Barthelemy estuvo “atrapado” durante 40 años en la primera “A”, pero su regreso al mundo real no es tan feliz como esperaba y ahora solamente ansía volver a su letra A, con su amigo Viernes y su palacio creciente. El segundo tomo se centra exclusivamente en la búsqueda incansable de Barthelemy por regresar y en Philémon y su tío Félicen, dispuestos siempre a ayudarle. Esto les lleva a un ir y venir de un mundo a otro, de manera infructuosa casi siempre, peligrosa la mayoría de las ocasiones. Fred aprovecha lo onírico de ese otro mundo para dar rienda suelta a su desbordante imaginación y nos ofrece toda suerte de seres imposibles y de situaciones inimaginables.

La siempre desconcertante inventiva de Fred nos deja, literalmente, desarmados y expectantes a cada giro y resolución en la historia, llevando al extremo de lo irracional y lo fascinante el devenir de cada situación. Pero esa locura siempre está cimentada en un poso de genialidad y rompedora innovación. Pocos ejemplos, pero esclarecedores… Cuando Philémon entra en el mundo de las letras a través de un círculo que resulta ser la luna (una de ellas), rompiéndola al atravesarla, lo que supone que las fuerzas vivas de ese mundo vayan tras él como responsable de haber roto la luna… O cuando son atrapados por unas marionetas militares, de férrea mentalidad, solo pudiendo escapar cuando la mano que las maneja se retira a descansar… O cuando el barco borracho va a la deriva, buscando reservas de ron por el mundo…

philemon22

Un ejemplo de como Fred juega con las páginas y las viñetas

Solo unos ejemplos de lo que se cuenta, pero no de “como” se cuenta. Aquí es donde Fred muestra cierto cambio con respecto a lo visto en el anterior tomo. En estas historias, publicadas entre 1970 y 1977, Fred comienza a manejar el lenguaje del cómic saltándose todas las reglas establecidas y experimentando con las viñetas, las páginas, la narrativa gráfica… jugando con el lector, despistándole y sorprendiéndole con geniales malabares. Una página que cambia el orden de las viñetas y lleva al lector a un bucle narrativo sin fin… Una aventura en la que las viñetas se caen y se retuercen por la página, se encogen, se alargan, se comunican… Los personajes se salen de las viñetas, van y vienen… Complejos juegos gráficos solo al alcance de pocos autores, atrevidos, herederos de McCay y su Little Nemo, por ejemplo.

philemon222

Queda claro por lo expuesto que estamos ante un cómic diferente en todos los sentidos, con mensajes velados en su historia aparente e incluso críticas políticas, sociales… todo cabe en la obra que recopila ECC en tres tomos tan lujosos como necesarios. La sorpresa que supuso ese primer tomo no lo es tanto con este segundo, acostumbrados ahora al talento del maestro Fred… Pero se guardaba en la manga algo que tímidamente veíamos en aquel primer tomo: su experimentación con el medio. Por eso este segundo tiene, si cabe, más valor porque además de ofrecer aquella maravillosa y fantástica historia entre dos mundos, usa el medio como un alfarero el barro, moldeándolo y reinventándolo en forma y concepción. Un hito en la historieta europea que emulaba al mejor cómic americano y en muchos casos lo superaba tranquilamente.

Desgraciadamente ya solo nos queda un tomo por disfrutar de este inigualable cómic, pero la evolución de Fred como autor sin límites ni reglas nos anticipa una de las mejores lecturas disfrutadas. Ahí estaremos para contároslo.

  • Philémon Integral 2. ECC Ediciones.
  • cartoné. 288 pp. color. 35 €

philemon-integral-2-ecc-ediciones

Sobre Giacco

avatar

Redactor jefe de las secciones de Cómics y Videojuegos, así como presentador de muchos de los programas de Hello Friki Podcast.

Comentar

x

Check Also

Crítica: “Lucifer. Integral 2”, Dios de otro mundo.

El segundo tomo integral de Lucifer contiene los números 21 al 49 de la fantástica ...

ECC Ediciones. Novedades Agosto 2018

ECC nos presenta sus novedades para el mes de vacaciones por antonomasia, Agosto. En él ...