Home » Cómics » Críticas de cómics » Crítica: “Saga vol.7”, encuentros y despedidas.

Crítica: “Saga vol.7”, encuentros y despedidas.

Avalada por los Eisner que, un año más, consigue esta serie, nos llega el séptimo volumen de Saga de la mano de Planeta Cómic. Los números 37 al 42 originales, que son los que contiene este tomo, nos cuentan un curioso arco argumental que se desarrolla en un asteroide errante en el que aterrizan forzosamente nuestros protagonistas. Phang, que es como se llama el asteroide, está repleto de vida y en él se producen cruentos enfrentamientos bélicos en los que se enfrentan facciones de otros planetas. Los habitantes de este lugar, pues, son los perfectos refugiados que huyen a otros…

Resumen de Reseña

General
Guión
Dibujo
Personajes
Historia
Edición

Muy recomendable

Resumen : Aunque pierde el elemento sorpresa y repite fórmula, sigue manteniéndose como una serie de referencia.

Valoraciónes : Sea el primero!

Avalada por los Eisner que, un año más, consigue esta serie, nos llega el séptimo volumen de Saga de la mano de Planeta Cómic. Los números 37 al 42 originales, que son los que contiene este tomo, nos cuentan un curioso arco argumental que se desarrolla en un asteroide errante en el que aterrizan forzosamente nuestros protagonistas. Phang, que es como se llama el asteroide, está repleto de vida y en él se producen cruentos enfrentamientos bélicos en los que se enfrentan facciones de otros planetas. Los habitantes de este lugar, pues, son los perfectos refugiados que huyen a otros lugares. Ya empiezan aquí los autores a crear paralelismos con la realidad.

La estancia en Phang de Marko, Alana y compañía será más prolongada de lo esperado y les llevará a conocer una curiosa familia autóctona de profundas convicciones religiosas y de aspecto encantador. Pero un suceso aterrador está a punto de suceder en Phang y deberán de partir cuanto antes… si aquellos que los persiguen les dan tregua.

Muchos personajes orbitan alrededor de la disfuncional familia protagonista, creándose un extenso grupo de secundarios de marcado carisma que fácilmente conectan con el lector. Quizá el gran número de los mismos diluya la importancia y el peso de algunos, pero sigue siendo admirable el despliegue de imaginación y recursos que demuestran los autores, además de la gran habilidad para crearlos a todos los niveles, de personalidad y de imagen. Los simpáticos y “achuchables” seres autóctonos de Phang se llevan la palma, ya que su marcado carácter religioso y su férrea determinación por los valores familiares, combinado con su enternecedor aspecto, hace de ellos uno de los ejes centrales del volumen, incluso para Alana y Hazel. En el caso de esta última es especialmente importante, ya que como narradora de la historia marca la importancia de su encuentro y de la relación que con ellos se fragua.

Por el lado contrario tenemos a los Autónomos. Ese cuerpo de mercenarios intergaláctico cuyos miembros aparecen y desaparecen a una velocidad pasmosa y no tenemos apenas tiempo de profundizar en ellos, pese a tener, aparentemente, una buena historia detrás. Tampoco faltarán en el volumen las despedidas. Vaughan sabe marcar los tiempos y delimitar etapas, incluso en los mismos personajes, a golpe de acontecimiento. Y muchos de ellos no son acontecimientos precisamente agradables.

En este sentido, el pulso narrativo sigue funcionando y el multipremiado guionista avanza firme por la saga que da nombre a la serie. Es cierto que a veces da la impresión de ser un corre calles (corre galaxias) por el que los personajes se van desplazando a golpe de misión de rescate, ora Hazel, ora Izabel, ora bebé robot… pero de momento sigue funcionando basándose en la fuerza de los personajes antes mencionada. Pero va siendo momento de cambiar y encontrar nuevos motores para la aventura.

Fiona Staples sigue fiel a su estilo. Perfectas figuras y retratos, sin duda muy trabajado el aspecto de diseño de personajes y seres, pero un descuido absoluto en el entorno. Sigue dando igual que se encuentren en un planeta tecnológicamente avanzado que en un asteroide en ruinas… los fondos son iguales: leves retazos difuminados de elementos no identificables. Aunque se comprende que la esencia aquí está en los personajes, uno no puede evitar pensar lo que hubiera ganado la serie con un entorno más elaborado…

Pese a sus pegas, Saga sigue manteniendo un alto nivel creativo y una potente carga de calidad y de mensaje. Quizá sea lo más importante a estas alturas: la diversidad que hace de Saga una serie real, actual, no volviendo la mirada a tendencias sexuales, a elementos raciales ni a aspectos sociales que otras series evitan sistemáticamente. Saga nos cuenta mucho más de lo que se ve a primera vista, y solo por eso ya merece estar donde está.

  • Saga. Vol.7. Planeta Cómic.
  • edición original. Saga núms. 37 al 42 USA. Image.
  • cartoné. color. 152 pp. 16,95 €

Sobre Giacco

avatar

Redactor jefe de las secciones de Cómics y Videojuegos, así como presentador de muchos de los programas de Hello Friki Podcast.

Comentar

x

Check Also

[SDCC 2017] Ganadores de los premios Eisner 2017

Un año más se aprovecha la mayor exposición de novedades en torno al mundo del ...

Crítica: “Mystery Society”, el divertido mundo de la investigación paranormal

Desde que dio la campanada con 30 Días de Noche, Steve Niles se ha mantenido ...