Home » Cómics » Críticas de cómics » Crítica:’Arde Cuba’, y cómo hacer que aprender historia sea divertido.

Crítica:’Arde Cuba’, y cómo hacer que aprender historia sea divertido.

‘Cazador de sonrisas’ fue el primer trabajo del pamplonés Agustín Ferrer Casas que publicó Grafito Editorial en el 2015. Tres años mas tarde tenemos entre las manos su segundo trabajo ’Arde Cuba’, una obra con una base histórica, aderezada con acción, chantajes y aventuras, que crea como resultado una historia absolutamente deliciosa. Primero de todo hay que poner esta obra en su contexto. Después de independizarse de España en 1898, Cuba se convirtió en un estado prácticamente controlado por los Estados Unidos. A partir de los años 40, bajo la dictadura de Fulgencio Batista, la situación de la isla se…

Resumen de Reseña

General
Guión
Dibujo
Personajes
Historia
Edición

Imprescindible.

Resumen : Una mezcla perfecta de realidad y ficción que hará las delicias de todos.

Valoraciónes : Sea el primero!

‘Cazador de sonrisas’ fue el primer trabajo del pamplonés Agustín Ferrer Casas que publicó Grafito Editorial en el 2015. Tres años mas tarde tenemos entre las manos su segundo trabajo ’Arde Cuba’, una obra con una base histórica, aderezada con acción, chantajes y aventuras, que crea como resultado una historia absolutamente deliciosa.

Primero de todo hay que poner esta obra en su contexto. Después de independizarse de España en 1898, Cuba se convirtió en un estado prácticamente controlado por los Estados Unidos. A partir de los años 40, bajo la dictadura de Fulgencio Batista, la situación de la isla se hizo insostenible para buena parte de los cubanos, y acabó provocando una revolución popular.

Estamos en 1958 cuando comienza esta aventura. El actor Errol Flynn (muy famoso en Cuba por sus películas de los años 30 y 40) le pide al fotógrafo Frank Spellman (con el que fue corresponsal en la Guerra Civil española) que lo acompañe a La Habana a buscar localizaciones para su nueva película. Spellman accede a ir con él pero nada más aterrizar en la isla, descubre el verdadero motivo ese viaje. 

La situación política en Cuba está en un momento muy complicado. El gobierno corrupto de Batista se está desmoronando y Errol Flynn quiere entrevistarse con un joven Fidel Castro, líder del Movimiento 26 de Julio, que es la esperanza del pueblo cubano para acabar con la dictadura de Batista. El plan de Errol es ir al interior de la selva de Sierra Maestra, grabar esa entrevista, venderla a los medios de comunicación estadounidenses y con ese dinero recuperarse de la bancarrota que el actor padece.

La noticia de ese encuentro corre como la pólvora y mucha gente querrá reunirse con Errol antes de que la entrevista se lleve a cabo, tanto mafiosos que luchan para que el cambio no ocurra, como agentes de la CIA, o representantes de grandes multinacionales a las que poco o nada le interesa el pueblo cubano y su bienestar, que intentarán que el actor abogue por ellos frente a Fidel.

 

Los protagonistas llegan a Sierra Maestra y es en esta parte del cómic cuando Spellman toma protagonismo junto a Camilo Cienfuegos. En ese refugio escondido conocemos a los guerrilleros (y guerrilleras, que las mujeres jugaron un papel muy importante). Camilo es el encargado de contarnos de primera mano el punto de vista de los insurgentes, nos presenta a sus líderes y nos explica los ideales por los que el pueblo está luchando y que tristemente, tantas vidas está costando.

Como he dicho al principio de la reseña, la obra tiene una base histórica real, pero hay ciertos vacíos que el autor completa con hechos ficticios que están muy bien integrados y en ningún momento desentonan (un hecho ficticio es el propio Frank Spellman, un personaje que está basado en el fotógrafo que realmente acompañó a Errol Flynn a esa entrevista, John McKay), así el autor consigue que trama fluya mejor, el ritmo sea más rápido y disfrutemos más de la aventura. Al final del tomo hay un extra con unas páginas, donde se nos explica detalladamente los hechos que fueron reales y los que no.

En cuanto a la parte gráfica hay que decir que el trabajo de Agustín es excelente y se nota el enorme trabajo que documentación que hay tras esta obra. Es un dibujo realista, donde los personajes famosos se reconocen perfectamente, y ya no solo personajes, también aparecen lugares emblemáticos de La Habana. Los vehículos, los edificios…te transportan a la Cuba de los años 50. Las acuarelas que utiliza para dar el color hace que sea una obra muy luminosa, llena de luz y que gracias a la calidad del papel satinado en el que está publicado, quedan preciosos.

Otra cosa muy destacada es lo versátil que es el autor y la cantidad de recursos que tiene a la hora de dibujar. Uno que me llamó especialmente la atención es cuando usa el B/N en los bordes de viñetas en color y la expande haciendo que el dibujo se salga de los bordes. O cómo superpone las fotografías de Spellman al resto de viñetas (coloreadas en sepia, como las antiguas fotos de la época y que dan más verosimilitud a la obra), y un montón mas de pequeños detalles que sin duda os llamarán la atención.

La edición de Grafito Editorial nos ofrece (además de las páginas extras que he comentado antes, que complementan mucho este trabajo), unas láminas dibujadas por el autor. Un acabado muy bueno en rústica con solapas, igual de bueno que la obra que contiene y por solo 17 euros, es una pequeña joyita que no hay que perderse.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sobre Maite Araez

avatar

Comentar

x

Check Also

El Rey Araña. Disponible en preventa lo nuevo de Grafito Editorial.

Los amigos de Grafito Editorial nos avisan que su nuevo lanzamiento, El Rey Araña, ya ...

El Rey Araña. Lo nuevo de Grafito Editorial

Grafito Editorial anuncia la llegada en breve de su nueva novela gráfica: El Rey Araña. ...