Críticas de cine

Crítica: Zombieland. En tierra conocida.


Notice: Undefined index: host in /var/www/vhosts/hellofriki.com/httpdocs/wp-content/plugins/jannah-optimization/inc/lazyload.php on line 133

Notice: Undefined index: host in /var/www/vhosts/hellofriki.com/httpdocs/wp-content/plugins/jannah-optimization/inc/lazyload.php on line 133

Resumen de la Crítica

Valoración

Valoración de los Usuarios Be the first one !

El debutante director, Ruben Fleischer, nos trae a la gran pantalla la enésima invasión zombi de los Estados Unidos.  Plaga que, para no romper con lo que es ya casi tradición, sus habitantes se han tomado con humor. 

 
Y es que, como toda catástrofe cinematográfica (y acontecimiento importante que merezca ser rodado), este apocalipsis tiene lugar en el continente norteamericano. 
Los guionistas, Paul Wernick y Rhett Resse, narran los hechos mediante la creación de esta road movie, cuyo argumento se desarrolla a lo largo de un viaje que supone la lucha por la supervivencia de los protagonistas. Y como guiño a este género cinematográfico, se ha bautizado a cada uno de los personajes con el nombre de un lugar del continente.
 
Así, se nos muestra el mundo, en plena invasión zombi, a través de los ojos del cobarde Columbus (Jesse Eisenberg), un joven cuyo éxito en la supervivencia reside en su propio temor a morir. Con una lista de estrictas normas que él mismo ha desarrollado para huir de la muerte, Columbus consigue llegar con vida, junto a Tallahassee (un hombre obsesionado con conseguir la última galletita americana del mundo) y dos hermanas, Michita y Little Rock,  a un parque de atracciones plagado de zombis.
 
Y si la conclusión de toda esta historia es un resultado que, asombrosamente, se deja ver, es gracias al casi mítico elenco escogido por Fleischer.  Con un nominado a los Oscar, Woody Harrelson, en el papel de Tallahassee, de la mano del ahora cada vez más popular Jesse Eisenberg encabezando el reparto, protagonizan un film convencional, fácil y sin grandes efectos visuales, que misteriosamente mantiene al espectador con una sonrisa de naturaleza desconocida en la boca.
 
 
No nos engañemos, no hay misterio. En este caso, los actores lo son todo.

Marta C. Catalán

Foto, vídeo y gestión cultural. Aprendiendo a gestionar vías de escape al aburrimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba