Críticas de cómics

Crítica: «Die! Die! Die!», super-sangrientos agentes secretos

General
Guión
Dibujo
Personajes
Historia
Edición

Recomendable

Agentes secretos y conspiraciones llevadas al extremo.

Valoración de los Usuarios Be the first one !

El final de The Walking Dead, Los Muertos Vivientes, no era el final de su creador y guionista, Robert Kirkman. Más bien al contrario, porque de su implicación directa con la popular serie de TV que traslada sus cómics de zombis nacería una colaboración singular, con uno de los guionistas de dicha serie, para crear un nuevo título. Kirkman se ayuda de Scott M Gimple para escribir esta nueva apuesta Image dentro de su sello Skybound: Die! Die! Die!

Muere, muere, muere! Ya deja bien claro en su título que se trata de una serie violenta e implacable que no va a dar tregua. Lo bueno es que se aleja, además, a todo lo que ha creado hasta el momento el premiado guionista. El nacimiento de cuatrillizos en una familia donde el padre es un asesino de élite aboca a los niños a seguir la tradición familiar… y a perfeccionarse hasta el límite en el «arte» del asesinato. Por otro lado, una organización gubernamental secreta de los Estados Unidos trabaja de manera internacional para evitar grandes catástrofes antes de que se produzcan.

Desde el anonimato y el secretismo, los agentes de este conciliábulo actúan con asesinatos selectivos para evitar que tal persona o tal gobierno cometa un acto fatal. Pero claro, cuando se mueven entre los márgenes de la legalidad y son tan poderosos, los problemas internos comienzan a surgir en cualquier momento.

Curioso argumento que no es del todo original, pero que lleva al límite los conceptos conocidos de «agentes secretos» o «secretos gubernamentales». Kirkman y Gimple giran hacia la acción, sin dar tregua al lector, al que envuelven en un vórtice de aventuras, traiciones y sangre del que es difícil escapar. Su argumento es interesante, que no original, y el planteamiento es crudo y moderno, sin disimular ni esconder violencia contundente, explícita e incluso gratuita. En ocasiones, no pocas, nos recuerda al estilo gamberro y socarrón de Garth Ennis… incluso en el recurso socorrido del humor negro.

Chris Burnham dibuja este Die! Die! Die! con un personal estilo muy detallado y estudiado. Pone su arte al servicio de la obra y subraya el carácter violento de la misma con imágenes crudas y contundentes que no esconden nada. Si en otras obras una mutilación o asesinato se produce fuera de plano, aquí Burnham te la muestra con detalle. Quiere que no nos perdamos nada en este violento mundo de agentes secretos extremos… y vaya si lo consigue. Y aunque su dibujo es magnífico, lo que más me ha gustado es la acertada narrativa visual. Los combates y escenas de acción fluyen con coherencia y dinamismo, sin importar que Kirkman meta bocadillos y conversaciones entre medias. Burnham se las compone para que siempre avancemos por la historia a gran velocidad y disfrutemos del punto fuerte de este cómic: su acción.

Y con todo esto no es un cómic perfecto. Su historia tiene elementos nuevos y una violencia exagerada… que no logran disimular la sensación de que es una historia ya contada. Solo en las primeras páginas nos aclaran las intenciones de este grupo secreto, con mucha gracia, por cierto. Pero al avanzar en la aventura se diluye el objetivo de dicha organización en el mismo argumento, cuando comienzan a aparecer traiciones, planes y movimientos de estrategia. No todos los personajes están igual de desarrollados y, siendo una historia coral repleta de protagonistas en potencia, hay dos que brillan con diferencia… pero nos quedamos con ganas de saber más sobre Stan, Jennifer, etc.

Esto último quizá no sea un problema a medio plazo, ya que Die! Die! Die! es una serie abierta y en este primer volumen que publica Planeta Cómic encontramos los primeros ocho números originales que componen su arco argumental de presentación. Es una serie con futuro, porque tiene potencial para ello tanto en el talento de su equipo creativo como en lo que cuenta. Eso sí, dudamos que pueda ser llevada a la pantalla… al menos si quieren respetar una de las señas de identidad de la serie: su violencia.

Si os gusta Kirkman y las aventuras de agentes secretos llevados al extremo, esta es vuestra serie!

Giacco

Redactor jefe de las secciones de Cómics y Videojuegos, así como presentador de muchos de los programas de Hello Friki Podcast.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba