Home » Literatura » Críticas de literatura » Crítica de Quisiera dar un gran rodeo, de Henry Miller

Crítica de Quisiera dar un gran rodeo, de Henry Miller

Henry Miller fue un escritor bohemio, conocido por su creación de obras no exentas de polémicas, en los años que fueron publicadas. Como más importantes destacan “Trópico de Cáncer” y “Trópico de Capricornio”, aparte de su trilogía “Sexus”, “Plexus” y “Nexus”. Un escritor polémico para su época. El autor fue censurado en Estados Unidos por obscenidad, no permitiendo la publicación de “Trópico de Cáncer” hasta treinta años después de su edición. En sus obras destacan tintes autobiográficos, filosóficos y provocadores, de indudable calidad literaria. Es por ello que se le considera uno de los grandes genios literarios contemporáneos. Henry Miller…

Resumen de Reseña

Valoración

Recomendable

Resumen : Un libro para disfrutar de la riqueza literaria de Henry Miller.

Valoraciónes : Sea el primero!

Henry Miller fue un escritor bohemio, conocido por su creación de obras no exentas de polémicas, en los años que fueron publicadas. Como más importantes destacan “Trópico de Cáncer” y “Trópico de Capricornio”, aparte de su trilogía “Sexus”, “Plexus” y “Nexus”.

Un escritor polémico para su época.

El autor fue censurado en Estados Unidos por obscenidad, no permitiendo la publicación de “Trópico de Cáncer” hasta treinta años después de su edición.

En sus obras destacan tintes autobiográficos, filosóficos y provocadores, de indudable calidad literaria. Es por ello que se le considera uno de los grandes genios literarios contemporáneos.

Henry Miller

El libro que hoy reseñamos es un experimento realizado entre el autor y Michael Fraenkel, el cual propuso a Henry escribirse cartas mutuamente, debatiendo sobre un tema concreto, con el fin de convertir dicha correspondencia en un libro.

En un principio se decidió escribir sobre la obra de Hamlet, aunque Henry Miller dio rienda suelta a sus pensamientos, ofreciendo escritos que hablaban sobre las fuentes de su inspiración, la narrativa como arte y los judíos, entre otros temas, aparte de tratar de la obra de Shakespeare.

Hamlet como excusa.

La mayoría de las cartas se escribieron en Paris por Henry Miller, dado que en los años de la depresión en Estados Unidos, este se traslado hasta allí para dedicarse en cuerpo y alma a la escritura, inspirando a autores como Bukowski o Norman Mailer, entre otros.

Las cartas se recogieron, aunque faltaron unas cien páginas, publicando una pequeña tirada de 500 ejemplares en 1939, en Puerto Rico. Dos años más tarde, se publicó un segundo volumen en México, con una tirada de 500 ejemplares, veinte de los cuales estaban encuadernados especialmente y firmados por ambos autores.

Parece ser que la relación entre ambos escritores no era de lo más cordial, ya que Henry no consiguió derechos de autoria, complicándose más todo cuando Fraenkel falleció y su esposa siguió con la lucha contra Henry.

Literatura en forma de cartas.

El hecho es que en esta edición, presentada por Malpaso Ediciones, sólo contaremos con las cartas escritas por Henry Miller, no pudiendo apreciar las contestaciones recibidas por parte de Fraenkel, aunque en algunos momentos se adivinan algunas de las frases cruzadas entre ambos.

Henry Miller

En esta obra disfrutaremos de una rica literatura, con la magia que un gran escritor puede ofrecernos. Es un epistolario y un cúmulo de pensamientos, sentimientos y experiencias, dignas de ser leídas a sorbos. Disfrutando de fragmentos repletos de calidad, desde la primera hasta la última página.

Os pongo un pequeño fragmento extraído de una de sus 335 páginas:

<< Querido Fraenkel: Lo que me interesa profundamente de tu última epístola es el antepenúltimo párrafo: <<Sólo la biografía personal permanece>>. Ese es el pantano, aunque nunca lo reconocerás, en el que te encuentras permanentemente atrapado: el pantano de la verdad. Esa búsqueda de la verdad, aunque dé como resultado al final el descubrimiento de un instrumento tan noble como el yo, es un veneno de perversión>>.

pag. 127 del libro.

Para disfrutar.

Personalmente, veo este libro como una pequeña joya literaria para leer, consultar y enriquecer la mente. Con una bella encuadernación y bien trabajada en su traducción, por Carlos Manzano, así como su diseño interior, por Sergi Gòdia y excelente maquetación de Danira Espinosa.

Si buscáis algo diferente, con mensajes al alma y pensamientos filosóficos, aquí tenéis una buena muestra de un gran escritor.

Sobre Luis Martínez Semper

avatar
Amante de la lectura, escritor de poesía, novelista en proyecto... Tengo experiencia en reseñas literarias, así como en análisis y artículos sobre videojuegos

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

x

Check Also

Crítica de Grandes cócteles del mundo, de Ramón Úbeda y JaviRRoyo.

El mundo de los cócteles está repleto de historias y anécdotas interesantes, las cuales dan ...

Reseña: El libro del odio, de Fermín Zabalegui

El odio es un sentimiento que todos, en mayor o menor medida, venimos experimentando desde ...