Críticas de videojuegosVideojuegos

Crítica de Vampire: The Masquerade-Swansong, para PC (Epic Games).

Valoración

GRÁFICOS
SONIDO
JUGABILIDAD
HISTORIA
DURACIÓN

Un buen juego de la saga Vampire

Os presentamos un título cuya baza principal reside en su historia, haciendo disfrutar de una interesante trama repleta de giros. Todo dentro de la franquicia Vampire: The Masquerade.

Valoración de los Usuarios 3.15 ( 1 votos)

Vampire: The Masquerade, es una franquicia de juegos de rol, publicada por primera vez en 1991. En ella se nos ambienta en un mundo, donde los vampiros conviven con los humanos, siendo estos últimos ajenos a su existencia, y presas fáciles en sus momentos de ansia de sangre.

Menú principal.

Una gran franquicia.

Personalmente, conocí esta franquicia cuando llego a mis manos por primera vez su primera adaptación a los videojuegos, titulada Vampire: The Masquerade-Redemption, allá por el año 2000. Recuerdo con cariño aquel título, por presentarnos un personaje que va avanzando en el tiempo, desde la Edad Media, a la Nueva York más moderna. El hecho es que se han ido realizando diferentes adaptaciones a videojuegos de la amplia trama narrativa que contiene Vampire, destacando Bloodlines y su reciente Bloodlines 2.

Emem.

Hoy vamos a hablaros del nuevo título de Big Bad Wolf, conocidos por “The Council”, y distribuido por Nacon. Hablaremos pues de Vampire: The Masquerade-Swansong, un título que ahonda en la narración como baza principal, mezclando toques de RPG con ápices de aventura gráfica y muchos diálogos, a lo largo de sus más de 20 horas de juego.

¡Código rojo!

Y es que el juego nos mete de lleno en una historia que comienza indicándonos que se ha producido un código rojo. La nueva Príncipe de la Camarilla de Boston, Hazel Iversen, ha mandado llamar a Emem, Leysha y Galeb, tres vampiros de su confianza, con el fin de que investiguen una gran masacre de vampiros.

Investigando.

No es preciso haberse empapado de la trama de Vampire: The Masquerade, ya que se nos irán presentando datos, glosarios e información, con el fin de que vayamos entendiendo un poco como funcionan los clanes, las jerarquías y los poderes de cada uno de los vampiros, entre otras cosas. Pero si queremos sacarle más jugo al título, es aconsejable informarse un poco de todo el trasfondo. Aunque si no lo hacemos antes, desearemos adentrarnos después, pues el título nos atrapa con su guion desde el primer momento.

Tres personajes muy interesantes.

Durante el juego, manejaremos a los tres vampiros indicados anteriormente, cada uno de los cuales claramente diferenciados por sus personalidades, sus clanes y sus habilidades. Así, tendremos a Emem , del clan toreador; con grandes dotes de seducción. Luego conoceremos a Leysha, del clan Malkavian; con la capacidad de hacerse invisible y tener visiones sobre el futuro. Por último dispondremos de Galeb, del clan Ventrue; destacando su atributo físico o poder de intimidación, entre otras habilidades.

Pequeña enciclopedia.

Deberemos ir realizando misiones a lo largo de los diferentes episodios, alternando entre los tres personajes en diferentes líneas temporales, con la posibilidad de cruzarnos en algún momento determinado que ya hayamos vivido con otro personaje, siendo espectador del mismo y decidiendo realizar alguna acción adicional.

¿Dónde estamos?

La mayoría del tiempo deberemos desplazarnos por los diferentes niveles buscando pistas, hablando con diferentes personajes y resolviendo un misterio de intrigas, espionaje y luchas por el poder. Destaca el hecho de que se ha evitado la lucha física, debiendo hacer más uso de la palabra con las habilidades propias de cada uno de los personajes, así como otras que podremos ir adquiriendo con puntos de nivel para su distribución en nuestro árbol de habilidades.

Las decisiones influyen.

Así, en nuestra primera partida, es posible que vayamos un poco perdidos, ya que tendremos que tomar decisiones que irán afectando a la evolución de la historia en cada una de las conversaciones o decisiones que tomemos. Esto quedará reflejado cuando acabemos cada uno de los capítulos, diciéndonos que hemos conseguido y que habríamos podido hacer que no hayamos hecho, dándonos pie a volver a comenzar la historia para ver en que quedan otras decisiones posteriores.

Conversando.

Deberemos controlar nuestra Ansia, ya que si se nos acumula demasiado al usar nuestras disciplinas, perderemos el control, pudiendo llegar a atacar a humanos de forma salvaje. Por otro lado, cuando necesitemos beber un poco de sangre, podremos reservar una especie de habitáculos, donde podremos seducir y atraer humanos de forma que no se nos vea demasiado, con el fin de no llamar la atención. Aquí nos aparecerá un minijuego, donde deberemos controlar la potencia de nuestra succión sin pasarnos, para que la víctima no acabe falleciendo por nuestro impulso.

Habilidades.

Lo que hay que tener en cuenta, es el hecho de que muchas de los momentos del juego se basan en diálogos, donde se nos van revelando los puntos clave de la historia, rayando por momentos el nivel de novela y aventura gráfica. Es por ello que el título puede parecer un poco lento en ritmo, pero al mismo tiempo, consigue llevarnos a su terreno por su genialidad narrativa.

Gráficos.

A nivel gráfico, el título cuenta con altibajos. Por un lado, los escenarios lucen bastante bien a nivel de materiales y juegos de luces. Los personajes tienen unas texturas bien trabajadas, pero fallan en las expresiones faciales, dando una sensación muy poco realista, sobre todo, teniendo en cuenta que la fuerza narrativa pide que los rostros transmitan alguna que otra emoción, no presente en ningún momento.

Una de las escenas.

Por otro lado, el movimiento de los personajes no queda realista, transportándonos un poco a títulos más antiguos. Es una sensación continua de estar ante un juego actual, y al mismo tiempo, sentir por momentos que le falta un poco más de elaboración para los tiempos que corren. A su favor, hay que decir que estamos ante un estudio con un presupuesto muy ajustado, el cual ha intentado plasmar una buena idea que hubiera podido ser mucho más, aunque han pecado de ambición.

Pero aún así, gracias a su potente guion, quedaremos inmersos en la aventura, disfrutando de una experiencia bastante digna en su conjunto, donde disfrutaremos de una buena historia y unos personajes muy bien diferenciados entre sí, lo cual aporta un gran interés por el hecho de poder profundizar con cada uno de ellos.

Sonido.

El apartado sonoro luce correctamente, con una banda sonora bien ejecutada y un doblaje en inglés ( con subtítulos en castellano) bien actuado, exceptuando el papel de algunos personajes. Los efectos aportan buena calidad, creando una buena atmósfera mientras disfrutamos de la aventura en todo momento.

¿Recuerdos?

Conclusión.

Vampire: The Masquerade-Swansong, es un buen título, sin llegar a ser una obra maestra, pero consiguiendo meter al jugador en el universo de la franquicia. La narrativa es el punto fuerte de este título, invitando al jugador a volver a retomar la historia con el fin de realizar otro tipo de elecciones, para ver que nos hemos perdido en la partida anterior.

Francamente, hemos disfrutado de unas 20 horas de juego muy entretenidas, intentando resolver los misterios y retos que se nos han ido presentando. Podría haber sido algo mucho mejor, pero aún así, es un juego que merece la pena disfrutar de principio a fin.

Si os gustan los juegos con una buena historia, diálogos y decisiones; enmarcada en el mundo de los vampiros. No dejéis de probar este título. Estoy seguro de que lo pasaréis bien.

Luis Martínez Semper

Amante de la lectura, escritor de poesía, novelista en proyecto... Tengo experiencia en reseñas literarias, así como en análisis y artículos sobre videojuegos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba