Críticas de cómics

Crítica: «Murena. Ciclo 1 integral», los pecados de la madre

General
Guión
Dibujo
Personajes
Historia
Edición

Muy Recomendable

Ya un clásico del BD histórico. Todo el explendor y la decadencia de Roma en un cómic.

Valoración de los Usuarios Be the first one !

El Imperio Romano es uno de los periodos históricos más fascinantes de nuestra civilización. En muchos sentidos cuna de nuestra cultura y espejo de nosotros mismos en lo político, lo social, etc. Desde siempre nos han fascinado sus recreaciones en el Arte, especialmente con esas superproducciones del Hollywood clásico. Inolvidables. Ellas han sido las encargadas de mantener la imagen viva en nuestra memoria de la gloriosa e inmortal Roma. En Literatura tenemos la imprescindible Yo, Claudio, Espartaco o la saga de Colleen McCullough o, más recientemente, las fantásticas novelas de Santiago Posteguillo. Los ejemplos son innumerables y, casi todos, sobresalientes.

Pero en cómic tampoco nos quedamos cortos. Nuestro cómic franco/belga puede presumir de tener una de las obras más impresionantes al respecto. Murena, que desde 1997 se publica por la editorial francesa Dargaud y aquí en nuestro país por Planeta Cómic. Nosotros aprovechamos su nueva edición, en formato de lujo e integral (tres volúmenes) para traerla a nuestra web y hablaros un poquito de ella. Disfrutado el primer tomo, no podemos más que tener palabras de elogio ante el que es uno de los mejores cómics publicados jamás sobre este periodo histórico, y hacia su fantástico nuevo formato.

Murena es obra de Jean Dufaux al guión, con los dibujos de Phillipe Delaby. Desgraciadamente, el magnífico ilustrador falleció en 2014, por lo que Theo Caneschi retomó su trabajo para finalizar la serie (colaborando en el último volumen). Nos cuenta la vida de dos personajes en paralelo, dos amigos distanciados por el destino y el poder. Uno de ellos es Lucio Murena que, aunque da título a la serie, comparte protagonismo con Nerón. De hecho, los tres ciclos que componen la serie están repartidos en los tres actos de la vida de Nerón. Su llegada al poder y su relación con su madre Agripina, sus años como emperador y su relación con su esposa Popea y sus últimos y trágicos años. Este primer tomo, este primer ciclo, lo componen los cuatro primeros números de la serie.

Murena es un personaje ficticio creado para la serie a partir de otro real: Lolia Paulina, amante de Claudio. En este primer ciclo asistimos a las conjuras de Agripina para quitarse de en medio a Claudio y poner en el poder a Nerón, por encima del heredero legítimo a ser Emperador, Británico. Murena y Nerón comienzan siendo amigos, pero los crueles engranajes del poder se meten en medio de su sincera amistad, envenenándola y pudriéndola. Y así asistimos a la llegada de un ilegítimo heredero, a las manipulaciones de una psicópata madre y a los turbios entresijos que se mueven en lo más alto del poder.

Un nutrido y rico elenco de personajes participa en la trama, haciendo de la lectura inicial un ejercicio exigente… pero que termina convirtiéndose en algo muy enriquecedor por su estudiada complejidad y su acertada utilización de todo el potencial que tanto personajes como escenario proporciona. Se mezclan personajes reales con otros inventados, con una solidez y cohesión perfecta que consigue tramar una historia absolutamente envolvente y absorbente. Murena se convierte, acabando el primer capítulo (de los cuatro que componen el primer tomo) en una lectura tan enriquecedora como adictiva.

Los responsables son esos dos genios que firman la obra. Jean Dufaux defiende unos personajes sólidos y creíbles en diferentes situaciones, con momentos cargados de drama y tensión. Desde la arena donde los gladiadores luchan a muerte hasta los fríos y oscuros recovecos del palacio, todo está poblado por unos personajes cuidadosamente trabajados. El esclavo gladiador Nubio y su relación con Británico, joven e indefenso en un palacio infestado de víboras… Murena y su madre, a la que sabe condenada por ser amante de Claudio… Nerón y Acté, Agripina y el cruel Draxio… todos, personajes inolvidables.

El dibujo de Phillipe Delaby es de trazo perfecto, buscando el realismo y el impacto. Con unas localizaciones bien estudiadas y documentadas… aunque los más puristas y exigentes encontrarán algunos errores históricos en armaduras y arquitectura (cosa que se corrige en números posteriores), pero son detalles que solo «molestarán» a los más versados en esta época, porque cualquier otro lector no será capaz de notar esas anecdóticas imprecisiones y se limitará a disfrutar con el resultado final, que se muestra cohesionado y coherente. La Roma mostrada en las páginas de Murena es sólida y creíble, sucia y vulgar en ocasiones pero soberbia y elegante en otras. Guion y dibujo consiguen esa sensación de realidad.

Un cómic histórico excelente, con una recreación de la Roma del siglo I muy difícil de superar y con unos personajes que quedan en el recuerdo. Le faltaba esta impresionante edición integral, con un tamaño mayor y un papel satinado y de gran calidad, en el que las maravillosas ilustraciones se pueden disfrutar con todo su esplendor. Sin duda, un cómic así lo merecía. Murena es imprescindible para todo amante del buen cómic y para los que disfrutan con las versiones más fieles y apasionadas de la Roma más depravada, gloriosa y cruel.

Giacco

Redactor jefe de las secciones de Cómics y Videojuegos, así como presentador de muchos de los programas de Hello Friki Podcast.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba