Reportajes de videojuegosVideojuegos

Impresiones de King’s Bounty 2

Tenemos un año movidito de lanzamientos, con títulos para todos los gustos y plataformas entre los que destacan algunos pelotazos contundentes.

El retorno de un clásico.

En esta ocasión vamos a hablaros de uno de esos pelotazos que apuntan a dejar huella, King’s Bounty 2, un título que toma los valores de sus predecesores, pero dando un cambio radical, al cambiar su estilo; apostando por un RPG repleto de exploración, diálogos y puzles, mezclado con su esencia de combates tácticos por turnos.

Secuencia del título.

1C Entertainment han sido los encargados de llevar a cabo este (puede ser considerado así) reboot, centrándose en una gran profundidad narrativa y grandes novedades que pueden atraer a nuevos usuarios ante esta franquicia.

Hemos probado el título y vamos a contaros algunas de las cosas que podréis encontrar en él a partir del 24 de agosto, fecha en la cual estará disponible para Xbox One, PS4, PC y Nintendo Switch.

Todo un lavado de cara.

Para empezar, dispondremos de 3 personajes diferentes para elegir, cada uno con sus características especiales de cara a afrontar la historia: guerrero, mago o paladín. Una vez seleccionado, comenzará una cinemática en el interior del fuerte Crucis, en las tierras de Nostria.

Un mundo fantástico.

Hemos sido liberados de prisión por parte del príncipe, devolviendo nuestras pertenencias y oro, así como dándonos tropas y un caballo, con el fin de dirigirnos hacia Marcelle. A partir de aquí comenzará nuestra aventura.

La vista isométrica de los antiguos King’s Bounty cambian ahora a vista en tercera persona, permitiendo mover nuestro personaje por un extenso mapa, tanto a pie como a caballo. De este modo, disfrutaremos de la exploración típica de los RPG actuales, pudiendo aceptar misiones principales y secundarias.

La importancia de una buena historia.

La carga narrativa cobra mucha fuerza en este título, ofreciéndonos multitud de diálogos, así como pergaminos y libros que pueden contarnos historias sobre el entorno, aparte de regalarnos algunos toques humorísticos, con el fin de aliviar en cierto modo la dureza de fantasía oscura que nos envolverá en todo momento.

Entornos en 3D.

En un principio podremos quedar un tanto abrumados por la cantidad de misiones que se nos pueden ir encomendando, pero lo mejor es ir dejándose llevar y disfrutar de la aventura, ya que nuestras decisiones contarán mucho para el desarrollo de la misma, ya no sólo a nivel de respuestas en diálogos, sino en acciones.

Las decisiones influyen en gran medida.

Habrá momentos en los que deberemos decidir atacar a uno u otro bando, o bien ir buscando diálogo o alguna forma de evitar el enfrentamiento, lo cual irá forjando nuestros valores hacia poder, anarquía, orden o astucia; valores que desplegaremos en un árbol de habilidades y que harán que nuestro personaje se niegue en momentos determinados a realizar una acción en contra de los mismos.

Aparte de estas posibles decisiones y diálogos, al explorar podremos encontrar objetos, oro, equipación y pergaminos de poder, los cuales podremos utilizar en batallas. Por otro lado, encontraremos algún que otro puzle con el que activar alguna recompensa en nuestro camino.

Combates.

Llama la atención el hecho de poder solucionar nuestros avances de formas diferentes, basándonos en luchar, dialogar o encontrar otro camino para seguir adelante. Espero ver el desarrollo global con el lanzamiento del título.

Exploración extensa.

Al encontrarnos en un mapa extenso, podremos encontrar altares, con los cuales se nos permitirá viajar de un punto a otro del mapa sin tener que volver a recorrer un camino para llegar a una zona ya visitada.

Y bien, aparte de este nuevo sistema de exploración que da a la saga un nuevo aire, deberemos hacer frente a numerosas batallas, con el fin de avanzar, adquirir experiencia y mejorar nuestras tropas. Esta parte también ha sido trabajada con el fin de trasladarnos una fantástica experiencia, ya que, al entrar en combate, el mismo sucede en el punto del escenario que nos encontremos, alejando la cámara en vista isométrica y apareciendo las casillas hexagonales para posicionarnos y comenzar la lucha.

Combates tácticos por turnos.

Aquí veremos a nuestro personaje observando la contienda y pudiendo lanzar ataques especiales gracias a pergaminos de hechizos que podremos encontrar en nuestra exploración. Por otro lado, dispondremos de diferentes unidades como lobos o lanceros, entre otros, con los que podremos atacar, defendernos o movernos en cada turno, estudiando la forma de vencer a nuestros adversarios (golems, lobos, espectros… Y un largo etcétera).

Más combates.

Al ganar un combate, tanto nuestro protagonista como las tropas adquirirán experiencia y algunas mejoras, pudiendo curar aquellas tropas que estén heridas. Si perdemos la batalla, apareceremos en un punto anterior a la misma, debiendo hacer acopio de nuevas unidades.

Deseando más.

Explorando podremos encontrar también mercaderes, a los cuales comprar armas, vestuario, hechizos o tropas, entre otras cosas. Es importante disponer de buenos recursos para afrontar todo lo que nos puede venir en esta fantástica propuesta.

Con todo lo descrito hasta ahora, podéis haceros una idea de lo mucho que puede llegar a ofrecernos este título. Pero si queréis ver todo su potencial, no dudéis en volver aquí cuando King’s Bounty 2 sea lanzado, el próximo 24 de agosto. Daremos buena cuenta de sus posibilidades, pero de momento podemos deciros que apunta maneras

Luis Martínez Semper

Amante de la lectura, escritor de poesía, novelista en proyecto... Tengo experiencia en reseñas literarias, así como en análisis y artículos sobre videojuegos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba